"Este es un registro histórico del antiguo sitio web de USAIM. ¿Está buscando el sitio actual?"

Crisis en Somalia

Casi la mitad de la población estimada de Somalia de 14 millones necesita asistencia de emergencia debido a la grave y generalizada sequía. Millones no tienen comida ni agua. Más de 3 millones de somalíes están gravemente desnutridos, incluidos 388 000 niños que necesitan apoyo nutricional crítico.

Y la situación humanitaria continúa deteriorándose. De hecho, casi 1 millón de personas fueron desplazadas por la sequía en 2017. Al mismo tiempo, un número creciente de refugiados somalíes regresan a Somalia desde otros países de la región.

Además, hubo más de 17 000 casos de sarampión en el brote de 2017 (casi tres veces el número de 2016) y el cólera sigue siendo un problema importante.

La inseguridad alimentaria en Somalia no fue causada únicamente por la sequía. Décadas de conflictos armados y la presencia de grupos extremistas exacerbaron la situación, generando más pobreza y menos recursos económicos. Grupos extremistas violentos continúan bloqueando carreteras y robando ayuda humanitaria, haciendo casi imposible el acceso a alimentos en algunas áreas.

CONOCE A FAKRA DE 2 AÑOS

En emergencias, el tiempo es clave.

Por eso, además de las 13 clínicas permanentes, la OIM tiene 5 clínicas móviles en las áreas más necesitadas para tratar a los pacientes. Pacientes como Fakra, de dos años, quien, al igual que más de 300.000 niños somalíes, sufre de desnutrición severa debido a la dramática escasez de alimentos y agua provocada por la sequía.

El Hospital Regional de Baidoa, donde se trata a Fakra, está continuamente abrumado por casos de desnutrición infantil, diarrea y sarampión. La mayoría de los niños tratados allí son menores de cinco años. La OIM trabaja para proporcionar suministros médicos esenciales, vacunas y equipos en muchos hospitales y clínicas somalíes. Además, ayudamos a los expertos en salud de las comunidades somalíes a fortalecer las autoridades sanitarias locales.

LA OIM EN SOMALIA
El equipo de la OIM, listo para responder tan pronto como se presente una crisis, ha estado en Somalia desde 2006. Solo en 2016, la OIM brindó asistencia humanitaria a cerca de 1 millón de personas en 25 distritos afectados por conflictos armados, inundaciones, sequías, ciclones y brotes de cólera. .

La respuesta de la OIM en Somalia incluye:

Salud
La OIM apoya 13 clínicas permanentes y 5 móviles en 14 distritos. La OIM también proporciona suministros médicos, vacunas y equipos esenciales en muchas clínicas, y ayuda a los expertos en salud de la comunidad somalí a fortalecer a las autoridades sanitarias locales.

Agua, Saneamiento e Higiene (WASH)
La OIM proporciona camiones de agua y almacenamiento de agua en 7 regiones de Somalia. Ayudamos con la rehabilitación y mantenimiento de pozos y otros sistemas de suministro de agua; distribuir kits de higiene; y realizar campañas de información sobre la importancia de la higiene para prevenir el cólera y el sarampión.

Refugio
La OIM proporciona kits de alojamiento de emergencia que incluyen láminas de plástico, tapetes, mantas, juegos de cocina, bidones y lámparas solares. Los kits pueden incluir madera local, clavos, cuerdas, láminas de hierro, puertas, ventanas, cerraduras y materiales para pisos de acuerdo con las necesidades de la población.

Proteccion
La OIM está rastreando y pronosticando el desplazamiento de la población y diseminando alertas de desplazamiento semanales para proporcionar una alerta temprana para el empeoramiento de las situaciones y para aumentar la cobertura de recopilación de datos en las áreas más afectadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.