"Este es un registro histórico del antiguo sitio web de USAIM. ¿Está buscando el sitio actual?"

Irak

Conflicto y violencia implacables

Irak ha estado envuelto en conflicto y violencia durante 14 años, más recientemente en la lucha contra el Estado Islámico.

En este momento, más de 3 millones de personas están desplazadas internamente dentro del país, muchas de las cuales han sufrido grandes pérdidas: familiares y amigos asesinados, hogares destruidos, sin medios de subsistencia, oportunidades educativas o acceso a atención médica y otros servicios básicos. A medida que continúan las operaciones militares, se espera que muchos más sean desplazados.

Exacerbando una situación humanitaria ya intensa, un gran terremoto de 7,3 sacudió la ciudad de Halabja en noviembre. Como resultado, aproximadamente la mitad de las casas en la aldea de Kani Bardina sufrieron graves daños o fueron destruidas.

Ahora, se están instalando refugios temporales mientras los residentes se preparan para un invierno frío. Los heridos en el terremoto, así como los iraquíes que padecen enfermedades crónicas, necesitan desesperadamente asistencia médica y acceso a artículos básicos.

EL EQUIPO DE FÚTBOL DE AL MUWALI

Después de escapar de la ofensiva militar para retomar Mosul, Nazeeh fue separado de todos sus amigos, incluidos todos los miembros de su equipo de fútbol. “Nos encanta el fútbol y solíamos jugar en equipo antes de que ISIL se hiciera cargo”, dijo Nazeeh.

Nazeeh y su familia fueron ubicados en Haj Ali, un sitio de emergencia, hogar de unos 32.000 iraquíes desplazados. “La gente del pueblo trató de escapar de los combates y huyó en todas direcciones. Mis amigos fueron a diferentes lugares con sus familias. El equipo se había ido. Estábamos dispersos”, dijo Nazeeh.

Después de casi dos años de búsqueda, Nazeeh encontró a todos los miembros de su equipo de Al Muwali, todos los cuales también se habían asentado en Haj Ali. Finalmente reunidos, pudieron jugar un partido de fútbol en las nuevas instalaciones deportivas construidas por la OIM.

“Perdí tres años de aprendizaje y la libertad de jugar al fútbol”, dijo.

La OIM construyó áreas deportivas y de juego en los sitios de emergencia de Haj Ali y Qayara. Del total de la población desplazada que vive en ambos sitios, más de la mitad son menores de 17 años. Privados de parte de su infancia, la OIM se asegura de que estos niños tengan espacios donde puedan disfrutar del tiempo con amigos y celebrar su libertad.

Después del partido, Nazeeh, radiante de felicidad, dijo: “Amo a mis amigos y amo el fútbol. Realmente espero que podamos seguir jugando juntos como equipo, aquí en el campamento y después de que regresemos a nuestro pueblo”.

LA OIM EN IRAQ

un médico de la OIM entrega medicamentos recetados a un desplazado interno en el centro de salud de la OIM en el sitio de emergencia de Haj Ali.

Desde 2003, la OIM se ha dedicado a atender las necesidades de los 3,3 millones de personas desplazadas de Irak.

Atención médica
El Equipo Médico Móvil de la OIM realizó pruebas y tratamiento, y proporcionó medicamentos después del gran terremoto en las afueras de Halabja. Tras la crisis de Mosul, brindamos atención primaria de salud, obstétrica, ginecológica y de emergencia. También enseñamos a las comunidades sobre buenas prácticas de salud y prevención de enfermedades transmisibles.

Vivienda/Refugio
El personal de gestión de campamentos de la OIM supervisó los registros y preparó kits de emergencia en octubre cuando las llegadas aumentaron la población del sitio de emergencia de Haj Ali a 30.156 personas (6.538 familias). Todas las familias desplazadas en Haj Ali recibieron una tienda de campaña, un paquete básico de ayuda y acceso a servicios médicos.

El Equipo de Gestión de Campamentos de la OIM también ayuda a las familias que viven en sitios de desplazamiento, fuera de los campamentos formales. Hemos arreglado ventanas y puertas, recableado de electricidad, levantado tabiques para privacidad y rehabilitado letrinas.

Comunidad
A través del Programa de Revitalización Comunitaria (CRP, por sus siglas en inglés) de la OIM, creamos espacios para intercambiar ideas sobre vigilancia comunitaria y discutir temas de seguridad, y proporcionamos equipos e infraestructura liviana a las comunidades que enfrentan una gran afluencia de migrantes. La OIM también estableció cuatro centros comunitarios en Bagdad, Diyala, Kirkuk y Ninewa para reconstruir la infraestructura física y fortalecer las relaciones sociales que se perdieron en el conflicto.

Servicios Psicosociales
La OIM ofrece ayuda a las personas desplazadas en Irak, quienes a menudo experimentan hipervigilancia, ansiedad, depresión, ira, pérdida de memoria y otras condiciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.